Reporte comunitario sobre el Debate Ambientalista en Puebla

De Izquierda a Derecha; AnaTeresa Aranda, Abraham Quiroz, y Roxana Luna.

  

Por: Jaime López B

 

Un debate que se había postergado algunos días, para así hacer coincidir la agenda de todos los candidatxs a la "gubernatura chiquita" de Puebla, esa que sólo durará 20 meses.

  

Las instalaciones en Puebla del Sindicato de Telefonistas fue el escenario elegido, el ágora ideal para hablar sobre el medio ambiente, tópico que varios de los candidatos han dejado fuera de sus propuestas y agendas políticas; quizá porque la dinámica del capital y del urbanismo los ha absorbido, o los ha encerrado en una esfera revestida de ignorancia y poca sensibilidad hacia la "Madre Tierra".

 

Ahí estaban sentados, puntuales, Ana Terera Aranda y Abraham Quiroz. Desde el inicio del coloquio, la activista Zvezda Ninel Castillo Romero había anunciado la ausencia de José Antonio Gali Fayad y Blanca Alcalá Ruiz. Esto ya no es cosa extraña, más bien es un patrón. Los candidatos del PAN y del PRI han rehuido a los debates organizados por las asociaciones ciudadanas, por los grupos universitarios y por un grupo de sindicatos. Eso sí, acuden a los encuentros convenidos por las instituciones y los empresarios. Ojo con esto último, estimadxs ciudadanxs poblanxs, para que también lo tengan en cuenta el próximo 5 de junio, día en que emitan su sufragio.

 

Asistentes al Debate sobre Medio Ambiente en PueblaAbraham Quiroz se notó más elocuente (a diferencia del debate organizado por el IEE); incluso, se percibió más cómodo frente a la audiencia de esta ocasión. Tal parece que Quiroz "navega" mejor entre "ciudadanos de a pie" que entre operadores de institutos políticos.  MORENA es quien llevó más “porras” en este primer y único debate ambientalista entre aspirantes a la minigubernatura poblana. El abanderado del partido de izquierda recalcó su apoyo a la posición de las comunidades que defienden sus recursos naturales y que rechazan tajantemente la instalación de las hidroeléctricas y los "proyectos de muerte". Dijo que, en todo caso, si se hace un aprovechamiento de los recursos naturales debe ser de manera racional y previa consulta a las comunidades, de quienes señaló son las dueñas originales. Añadió que la lucha en contra de la ola de privatizaciones la deben dar de manera colectiva, ya que las políticas privatizadoras se gestionan desde el Banco Mundial. En relación con el tema del agua, recordó el reparto de tinacos azules que el gobierno estatal ha hecho para comprar votos; reiterando lo que le han comentado las personas, que para qué quieren tinacos, si lo que quieren es agua para llenar dichos tinacos.

 

Por su parte, Ana Teresa Aranda, candidata independiente (al menos eso dicen las boletas electorales; ya cada uno hará su propio juicio), confirmó su "colmillo" para hablar en público. Aranda se mostró muy segura de sí misma, aunque sus primeras intervenciones dejaron ver únicamente su famosa aversión a Rafael Moreno Valle Rosas. Antes de que abandonara el recinto (porque su itinerario de campaña la apuraba), lanzó ciertas propuestas en torno al tema ambiental: reforestación; una declaración de protección de semillas nativas -maíz, frijol, calabaza- con un banco de germoplasma; decir no a los transgénicos; fomentar la producción orgánica; tecnificar el campo pero no con monocultores, sino con parques de maquinaria y herramienta; impulsar a las centrales de abasto; entre otras.

 

Agua para Todos, Agua para la VidaRoxana Luna Porquillo arribó tarde al debate; ofreció una disculpa por su demora. En su primera intervención, cuando se hablaba de la privatización del agua, una militante de MORENA la increpó, acusándola de haber votado a favor de la privatización del vital líquido.  Luna le replicó, le contestó -con todo y "sonrisa  política"- que ella no votó a favor de nada porque fue diputada federal, no diputada local.

  

Por otra parte, Luna Porquillo propuso generar un gran acuerdo con el Estado de Tlaxcala, de quien dice usa a Puebla como su basurero. Prometió rehabilitar todas las plantas tratadoras de agua y dijo haber adoptado la agenda de la organización "Dale la cara al Atoyac". También ofreció revertir la concesión del agua para que sean los poblanos los que administren, nuevamente, el servicio. No perdió la oportunidad de aludir a Manuel Bartlett Díaz (ahora muy cercano a MORENA) y la mala actuación de éste en casos ecologistas relacionados con Nealtican y Santa María Acuexcomac. Se le percibió preparada en sus intervenciones. Igualmente, cada vez que no le tocó participar, se le vio un poco incómoda en su asiento.  Esto se debió tal vez a la pena por su tardanza; quizá fue el calor; quizá porque se encontraba ante un público algo hostil para con ella.

 

En el debate hubo pronunciamientos y preguntas de diversas asociaciones comunitarias y ciudadanas como "Esfera Poblana", "Cholula Viva y Digna", o la organización Huizicoatl A.C. Un ejercicio que tendría que abonar a la democratización y participación social en Puebla, así  como a una mejor cultura de defensa del medio ambiente, del cual todos somos responsables. El tiempo y el cumplimiento de las propuestas de los candidatos lo dirán.

 

 

¡Compartir es hacer Comunidad!

Tu opinión es muy importante

Tu opinión es muy importante